Archivo por meses: septiembre 2018

¿Cómo evitar que se rompa la pantalla de mi móvil?

Reparar la pantalla de nuestro apreciado smartphone es uno de los problemas más caros a los que nos podemos enfrentar. Pero desgraciadamente es una de las averías más comunes. Casi el 70% de los usuarios han tenido en alguna ocasión problemas con las pantallas de sus teléfonos móviles: humedades, ralladuras, o roturas.

Aproximadamente dos tercios de los usuarios han tenido alguna vez algún problema con la pantalla de su smartphone

Estamos interactuando durante todo el día con el teléfono móvil, por lo que es muy fácil que en algún momento podamos propinarle el temido golpe de gracia. Un golpe que no ha de ser extremadamente fuerte, basta con que sea certero.

Seguramente las humedades sean lo más sencillo de evitar, aunque no basta con evitar acercarse a lugares con agua o cobijarse de la lluvia. Existen otros ambientes igual de dañinos que parecen menos peligrosos, como el cuarto de baño. ¿Quien no ha entrado alguna vez su smartphone al cuarto de baño mientras se ducha? Aunque parezca mentira, el vapor de agua es capaz de colarse dentro de nuestros teléfonos y dejarnos sin servicio. Estos problemas con las humedades no son aplicables a smartphones resistentes al agua… obvio

Las pantallas ralladas, en mayor o menor grado, son un problema que afecta al 100% de los usuarios, pero en general no son causa de cambio de pantalla. La mejor forma de evitar estas ralladuras es evitar guardar el teléfono junto con objetos que puedan dañar la pantalla, como llaves o monedas. Es recomendable proteger el teléfono con un cristal templado. Estos templados son muy resistentes y además de evitar arañados son capaces de absorber impactos, salvando la integridad de nuestras pantallas.

Las pantallas con cada vez más grandes y con menos marcos, por lo que cada vez es más fácil que se quiebren si el teléfono aterriza en el suelo. Teléfonos como el Xiaomi Mi Mix, pese a ser teléfonos muy bien ensamblados, tienen una alta probabilidad de que su pantalla se parta si el teléfono toca suelo debido a los bordes tan estrechos de su frontal. Es necesario utilizar cristales templados que ajusten perfectamente para que cubran toda la superficie de la pantalla. De lo contrario, los cristales no serán eficientes. Además de los templados, es más que recomendable el uso de una funda protectora. Las más cómodas, estéticas y económicas son las de silicona. Pero estas no son las mejores para proteger nuestros smartphones. Protegen de ralladuras pero no impactos más fuertes. Aunque sin duda son mejores que las fundas metálicas, que no absorben absolutamente nada. Incluso pueden provocar daños mayores a nuestros teléfonos cuando se golpean. Existen fundas especializadas en la absorción de impactos. Estas pueden ser muy útiles aunque bastante ‘feas’ y aparatosas. Sigue leyendo

Share